Influencia de los Sistemas BMS en el desarrollo de las Smart Cities

Crear ciudades más habitables y respetuosas con el medio ambiente es una de las claves para el adecuado desarrollo de […]

Crear ciudades más habitables y respetuosas con el medio ambiente es una de las claves para el adecuado desarrollo de las Smart Cities. Se trata, en definitiva, de un modelo de ciudad orientado a las personas para el que resulta fundamental apoyarse en el uso de la tecnología. A su vez, cuando se piensa en el modelo ideal de Smart City es conveniente analizar la influencia de otros factores como son el desarrollo económico, la movilidad, el transporte o la propia planificación urbana.

 

España es uno de los países de referencia en el campo de las ciudades inteligentes. Partiendo de esta premisa encontramos el modelo español de normalización desarrollado en el comité técnico de la UNE (Asociación Española de Normalización) que cuenta ya con un total de 23 normas técnicas nacionales que están siendo de gran utilidad para construir estándares internacionales en el seno de la Unión Internacional de Telecomunicaciones (ITU). En este sentido, las dos últimas en publicarse han sido las siguientes:

 

  • Normas UNE 178104: relativa a los requisitos de interoperabilidad para plataformas de ciudades inteligentes.
  • Norma UNE 178108: trata acerca de los requisitos de los edificios inteligentes para su consideración como nodo IoT.

 

Uno de los símbolos más populares de las ciudades son sus edificios que, además de impresionarnos una y otra vez, suelen reflejar de manera fiel la personalidad de la sociedad. En este contexto, desde hace varias décadas se está trabajando intensamente para convertir a estos inmuebles en verdaderos edificios inteligentes. En todo este periodo los sistemas de gestión de edificios, conocidos como sistemas BMS (Building Management System), han sufrido una gran evolución y cada vez son más utilizados en todo tipo de edificios.

 

Estos sistemas favorecen la gestión y explotación de los edificios en tiempo real y permiten homogeneizar los diferentes subsistemas existentes (iluminación, climatización, eléctricos, etc.) con independencia del fabricante y protocolos. El objetivo es claro: mejorar su gestión y control. A través de los elementos de software y hardware que forman parte del sistema se pueden automatizar los circuitos mecánicos, eléctricos y tecnológicos con el objetivo de controlar la climatización, los suministros o la vigilancia.

 

Ventajas de los sistemas BMS

 

La integración de tecnologías como el internet de las cosas (IoT) ofrece mejoras y facilita el mantenimiento de los edificios inteligentes. Los sistemas BMS permiten:

 

  • Monitorizar en tiempo real todos los elementos que componen el edificio.
  • Reducir los costes de mantenimiento y los tiempos de actuación e incrementar la productividad del personal al haber automatizado las tareas de supervisión.
  • Mejorar la operación y la gestión energética de los edificios.
  • Detectar y solucionar de manera inmediata las incidencias en el mantenimiento.
  • Aumentar el bienestar y la seguridad de los usuarios del edificio.

 

Edificios sostenibles con el medio ambiente

 

La sostenibilidad del medio ambiente es uno de los principales objetivos de las Smart Cities ya que las grandes metrópolis son las que más recursos naturales consumen y las que más residuos generan. El uso de las energías renovables, la reducción de las emisiones de CO2 y la eficiencia energética son algunos de los elementos a tener en cuenta en la construcción de estos edificios inteligentes.

 

Por último, cabe destacar que los sistemas BMS aportan un importante valor para situaciones como la actual del COVID-19 ya que facilitan la gestión a distancia de los edificios e incluso su propia autogestión de acuerdo a diferentes parámetros establecidos previamente, siempre con un sistema de alertas sobre cualquier tipo de incidente que se manifieste.

Grupo CMC